Acusan a un hombre de violar y degollar a su sobrina antes de esconder su cadáver en un congelador

0
52

El constructor Mujahid Arshid, de 33 años y residente en el Reino Unido, está acusado de secuestrar, violar y degollar a su sobrina antes de esconder su cuerpo en un congelador en julio pasado. Su segunda víctima, cuya identidad no ha trascendido por razones legales, también fue secuestrada, pero logró sobrevivir.Arshid presuntamente llevó a las mujeres a una mansión en la que estaba trabajando en Kingston, en el sur de Londres (Reino Unido), para violarlas. El fiscal explicó a los miembros de la audiencia del caso que Arshid se había “fijado sexualmente” en las mujeres y había decidido “tenerlas” a toda costa, informan medios británicos.El culpable debió de pensar que si no podía tenerlas, nadie más lo haría”Consciente de que estaban teniendo relaciones sexuales con sus novios, consciente de que estaban más allá de sus garras, debió de pensar que si no podía tenerlas, nadie más lo haría”, afirmó el fiscal Crispin Aylett QC.La víctima, Celine Dookhran, de 20 años, se había mudado a la casa de su tío después de haberse peleado con sus padres por la relación que tenía con un ciudadano libio de confesión musulmana. La joven también practicaba la misma religión, aunque tenía raíces indias. “Me temo que las evidencias que conducen a estos cargos son sencillamente horribles. Tendrán que prepararse para lo que está por venir”, advirtió Aylett a los miembros del tribunal.

La segunda víctima, de 21 años, fue secuestrada junto con Dookhran y posteriormente violada, pero logró salvar la vida haciendo que su atacante creyera que podrían tener una relación. La víctima llamó a su madre por teléfono, lo que permitió que la Policía se desplazara al lugar y encontrara el cuerpo de Dookhran en el congelador. El fiscal aseguró que el asesino “consideró la posibilidad de meterlas en ácido para que sus cuerpos se disolvieran u ocultarlos en un congelador”. Arshid pidió a un empleado suyo, Vincent Tappu, que le ayudara en el secuestro de las mujeres. “Las dos mujeres fueron sacadas de la casa envueltas en sábanas y colocadas en el maletero de una camioneta”, reveló Aylett. Tanto Archid como Tappu niegan todas las acusaciones.